viernes, 21 de diciembre de 2012

Vacío

El otoño llega a su fin y las gentes de Sommerlund se preparan para la inminente llegada del invierno. Para los monjes del Monasterio del Kai comienza una etapa de intenso estudio en las bibliotecas y de duros entrenamientos al frío aire de las mañanas. Va a ser un invierno más vacío que otros precedentes, pues el hueco dejado en el corazón de los novicios por la muerte del jovial maestro Serpiente Afilada se hará notar en estos días de oscuridad. Ya no habrá más historias al amor de la lumbre, ni más cuentos de fantasmas.

Las noches al calor del hogar serán algo más tristes, sin duda.

-Nos vemos en Lobo Solitario, esta noche-

Entrada destacada

El peligro de los Hombres Grises para un escritor-emprendedor

En anteriores artículos, hemos visto lo que era la creatividad , así como las dificultades por las que pasan las personas creativas en...