viernes, 27 de noviembre de 2015

Rol por web

Entre los millones de comunicaciones diarias en el mundo,
también hay sitio para que existan los dungeons virtuales
Todos los aficionados a los juegos de rol, saben que es necesario disponer de algunas horas libres para poder practicar nuestro hobby. Sin embargo, la realidad es que, a medida que nos vamos llenando de obligaciones, disminuye nuestro tiempo libre. Por suerte, la tecnología nos permite saltar también estas barreras.

En la red de redes podemos encontrar foros y chats donde seguir practicando nuestra afición favorita, así como se pueden encontrar comunidades de roleros en diversos mmorpg, tal y como comenté en los artículos  Roleros virtuales del siglo XXI y Una alternativa más, por citar dos de ellos.

Últimamente, además, se han incorporado nuevas modalidades, tales como las partidas a través de Hangouts, lo cual es sinónimo de que sigue habiendo un interés más que creciente por este modo de compaginar los juegos de rol con otras actividades y compromisos de la vida cotidiana. Los que me estén leyendo y tengan hijos, ya saben de lo que estoy hablando, al igual que los trabajadores con turnos atípicos...

Hasta la fecha, yo he tenido la gran suerte de disponer de un grupo consolidado de jugadores y numerosas partidas. Sin embargo, la vida da muchas vueltas y, muy a mi pesar, me he visto obligado a permanecer convaleciente en mi propia casa, razón por la cual he vuelto a visitar algunos de esos entornos virtuales, descubriendo de paso que tengo más cosas que hacer que conectarme todos los días, especialmente ahora que estoy terminando mi próximo libro.

Comunidad Umbría, una de
las páginas para jugar online
Y aquí es donde entra el rol por web. Cómodamente, se establecen unos plazos para entregar los turnos al director de juego el cual, en un alarde de productividad, se encarga de resolverlos. Los sistemas al uso suelen disponer además de mecanismos para tirar dados virtuales y elaborar hojas de personaje, de modo que el director de juego puede seguir utilizando el azar para resolver situaciones, tal y como haría en una mesa.

Frente a sus inconvenientes (no inmediatez, esporádicos abandonos por parte de jugadores o incluso por el director de juego), para los aficionados a la escritura es una buena oportunidad de seguir practicando, ya sea como jugador o como director de juego. En el fondo, no deja de ser un medio más de llevar la narrativa a las mesas de juego, aunque sean virtuales como esta.

En conclusión, de las alternativas que existen me parece que es la más acertada, ya que no requiere una presencia física constante y permite el uso adecuado del lenguaje escrito, lo cual siempre es de agradecer. Sus inconvenientes siguen siendo, como de costumbre, los ocasionados por el factor humano. Frente a eso, rigen las mismas normas que en la mesa de juego, y es tarea de los directores establecer las pautas que se deberán seguir en la partida, así como admitir o rechazar a aquellos jugadores que pudieran ser la fuente de problemas. 

Como de costumbre, el buen criterio y el sentido común siguen siendo los mejores criterios.


Si deseas saber más acerca del Rol por web, consulta los siguientes enlaces:
Comunidad Umbría
El rol de siempre online
Fantasy Rol (foro)

Entrada destacada

Bloqueo de escritor: dormir en los brazos del dragón